.

 

"Solamente cuando vea el último árbol derrumbado, o el  último animal extinto y el  último río contaminado, el  hombre verá que no se  puede comer  dinero".